Logo

Números 19: La purificación de los inmundos

Una Publicación escrita por uno de esos ángeles que se encuentran por doquier que nos prestan sus alas cuando se nos olvida cómo volar. Conviértete en uno de ellos y compártela. Será de Bendición para ti y para el que la reciba.

Núm 19:1 Jehová habló a Moisés y a Aarón, diciendo:

Núm 19:2 Esta es la ordenanza de la ley que Jehová ha prescrito, diciendo: Di a los hijos de Israel que te traigan una vaca alazana, perfecta, en la cual no haya falta, sobre la cual no se haya puesto yugo;

Núm 19:3 y la daréis a Eleazar el sacerdote, y él la sacará fuera del campamento, y la hará degollar en su presencia.

Eleazar , el sucesor de Aarón, ejecuta el rito que produce las cenizas. Esto es probablemente para proteger a Aarón (o a los sumos sacerdotes de las sucesivas generaciones) de contaminarse y del peligro de incurrir en iniquidad y morir en el desempeño de sus deberes. Eleazar no realiza el sacrificio con sus propias manos, ni participa en el holocausto para evitar cualquier contacto con el animal muerto, debido a que debe retornar al tabernáculo para rociar la sangre en su parte delantera.

Núm 19:4 Y Eleazar el sacerdote tomará de la sangre con su dedo, y rociará hacia la parte delantera del tabernáculo de reunión con la sangre de ella siete veces;

Núm 19:5 y hará quemar la vaca ante sus ojos; su cuero y su carne y su sangre, con su estiércol, hará quemar.

Núm 19:6 Luego tomará el sacerdote madera de cedro, e hisopo, y escarlata, y lo echará en medio del fuego en que arde la vaca.

Madera de cedro, e hisopo y escarlata : Se usan para la limpieza de un leproso en Levítico 14. Aquí se mencionan los ingredientes que para ello se utilizaban. «Escarlata» es un material de color rojo vivo.

Núm 19:7 El sacerdote lavará luego sus vestidos, lavará también su cuerpo con agua, y después entrará en el campamento; y será inmundo el sacerdote hasta la noche.

Núm 19:8 Asimismo el que la quemó lavará sus vestidos en agua, también lavará en agua su cuerpo, y será inmundo hasta la noche.

Núm 19:9 Y un hombre limpio recogerá las cenizas de la vaca y las pondrá fuera del campamento en lugar limpio, y las guardará la congregación de los hijos de Israel para el agua de purificación; es una expiación.(A)

Núm 19:10 Y el que recogió las cenizas de la vaca lavará sus vestidos, y será inmundo hasta la noche; y será estatuto perpetuo para los hijos de Israel, y para el extranjero que mora entre ellos.

¿Cuál es el significado de las cenizas de la vaca? Cuando una persona tocaba un cadáver, era considerado impuro (por ejemplo, no se podía acercar a Dios en adoración). Este ritual purificaba a la persona impura para que una vez más pudiera ofrecer sacrificios y adorar a Dios. La muerte era la más fuerte de las impurezas porque era el resultado final del pecado. Así que se requería un sacrificio especial: una vaca. Tenía que ser ofrecida por alguien que no fuera impuro. Cuando hubiera sido quemada en el altar, sus cenizas se usaban como un filtro a través del cual se vertía el agua para poder ser purificado, no tanto literal como simbólicamente. La persona impura se lavaba y a menudo sus ropas y pertenencias, con esta agua purificada como un acto de nueva purificación.

Una respuesta

Deja una respuesta

Pastor Lionel

Evangelista. Autor de Vida de Jesús un Evangelio Armonizado; Sancocho Cristiano Vols.: I-IV y Bendiciones Cristianas Vols.: I y II. Libre entre los hombres, esclavo y siervo de Nuestro Señor Jesucristo

Comparte en tus Redes Favoritas

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Sermones

Ilustraciones

Estudia La Biblia

Pide información sobre Nuestra Alianza

Al enviar esta solicitud aceptas los Términos y Condiciones de ACPI PR