Ministerio basado en principios bíblicos para servir con espíritu de excelencia, integridad y compasión en nuestra comunidad, nuestra nación y nuestro mundo.

Logo

Salmo 116: Promesas de acción de gracias

Salmo 116:1  Amo al SEÑOR, porque oye mi voz y mis súplicas.

Amo a Jehová : Es exactamente la respuesta que Dios espera de aquellos en cuyas vidas ha obrado. Cumple con la regla de oro y constituye una perfecta expresión de gratitud. Pues ha oído : Este salmo ilustra el gozo de la oración que ha recibido respuesta, aquí probablemente la sanidad de una dolencia terminal.

Salmo 116:2  Porque a mí ha inclinado su oído; por tanto le invocaré mientras yo viva.

Dios no está tan lejos como para no alcanzarlo. El se inclina y escucha sus oraciones. El amor de este escritor hacia el Dios creció debido a que experimentó respuestas a sus oraciones. Si está desalentado, recuerde que Dios está cercano, escuchando atento cada oración y respondiéndola para darle lo mejor de El.

Salmo 116:3  Los lazos de la muerte me rodearon, y los terrores del Seol vinieron sobre mí; angustia y tristeza encontré.

Salmo 116:4  Invoqué entonces el nombre del SEÑOR, diciendo:  Te ruego, oh SEÑOR: salva mi vida.

Salmo 116:5  Clemente y justo es el SEÑOR; sí, compasivo es nuestro Dios.

Salmo 116:6  El SEÑOR guarda a los sencillos; estaba yo postrado y me salvó.

Salmo 116:7  Vuelve, alma mía, a tu reposo, porque el SEÑOR te ha colmado de bienes.

Salmo 116:8  Pues tú has rescatado mi alma de la muerte, mis ojos de lágrimas, mis pies de tropezar.

Salmo 116:9  Andaré delante del SEÑOR en la tierra de los vivientes.

Salmo 116:10  Yo creía, aun cuando decía: Estoy muy afligido.

Creí : Pablo toma este salmo sobre la muerte próxima y lo aplica a los fieles ministros que están a un paso del martirio a causa de la persecución que sufren.

Salmo 116:11  Dije alarmado: Todo hombre es mentiroso.

Salmo 116:12  ¿Qué daré al SEÑOR por todos sus beneficios para conmigo?

Salmo 116:13  Alzaré la copa de la salvación, e invocaré el nombre del SEÑOR.

Salmo 116:14  Cumpliré mis votos al SEÑOR, sí, en presencia de todo su pueblo.

Salmo 116:15  Estimada a los ojos del SEÑOR es la muerte de sus santos.

Aun en la muerte, Dios permanece cerca de nosotros. Cuando alguien que amamos se acerca a la muerte, podemos enojarnos y sentirnos abandonados. Pero los creyentes (santos) son preciosos para Dios, quien elige con cuidado el momento cuando debe llamarlos a su presencia. Permita que esta verdad le consuele cuando pierda a un ser querido. Dios ve y cada vida es valiosa para El

Salmo 116:16  ¡Ah, SEÑOR! Ciertamente yo soy tu siervo, siervo tuyo soy, hijo de tu sierva; tú desataste mis ataduras.

Salmo 116:17  Te ofreceré sacrificio de acción de gracias, e invocaré el nombre del SEÑOR.

Salmo 116:18  Al SEÑOR cumpliré mis votos, sí, en presencia de todo su pueblo,

Salmo 116:19  en los atrios de la casa del SEÑOR, en medio de ti, oh Jerusalén. ¡Aleluya!

Oración de acción de gracias

El salmista expresa su profunda gratitud porque Dios le rescató del peligro de la muerte; probablemente de una grave enfermedad. El Salmo no parece ser obra hecha por un profesional para la liturgia, más bien indica toda la espontaneidad de una fe vivida en medio de los problemas de la vida cotidiana. Muchos fechan el Salmo en el tiempo posexílico; por otro lado tiene detalles estructurales que indicarían una fecha anterior al exilio. La experiencia narrada muestra cierta semejanza con la experiencia de Ezequías. La LXX lo divide en dos: los versículos 1-9 son el Salmo 114 y los versículos 10-19 el Salmo 115.

Alabanza y gratitud

Amo a Jehová; el salmista sabe que ama a Dios y sabe por qué. Dios nos ama y le agrada que le amemos, porque quiere compartir su compañerismo con nosotros. En heb., a menudo el perfecto indica el tiempo pasado y el imperfecto el futuro y esto parece lógico a nuestra manera de pensar. Pero hemos de entender que lo básico en heb. no es la indicación del tiempo sino la diferencia entre la acción acabada (perfecto) y la acción no acabada (imperfecto). Por eso los traductores encuentran difícil traducir la poesía hebrea, y uno encuentra mucha variación en la manera en que las diferentes versiones tratan los verbos. Los verbos en este Salmo indican bien este hecho; aquí amo es un verbo perfecto y ha escuchado es un verbo imperfecto. Por el contexto, el traductor capta el sentido del Salmo.

El salmista resalta el diálogo con Dios. Dios le escuchó, ahora él se anima a invocarle, habla con Dios todos sus días. Es lo que Dios quiere y lo que el creyente desea: una comunión con Dios ininterrumpida.

La ataduras de la muerte indica la gravedad de la crisis. El lenguaje es semejante a 18:4, 5. la muerte y el Seol quieren adueñarse de la persona. Pero el salmista sabe a quién volver; ahora puede contar su experiencia y alabar a Dios con acción de gracias. Invoqué… viene a ser como un estribillo repetido en los versículos 13 y 17. En cada caso el verbo es imperfecto, pero correctamente traducido al tiempo pasado aquí.

La alabanza a Dios puede expresar mucha teología; aquí es teología experimentada, pues el salmista experimentó la gracia, la justicia y la compasión de Dios. Y reconoce que nada era por su propio mérito, pues se identifica con los ingenuos; Dios no favorece a los más entendidos o inteligentes.

Diálogo con su propia alma

El salmista se da un automandato de descansar en Dios. A menudo perdemos mucho esfuerzo por no descansar en Dios, aunque la Biblia está llena de promesas y exhortaciones para “echar todas nuestras ansiedades sobre él”.

Los versículos 8 y 9 usan lenguaje de Job 56:13. Gráficamente el salmista indica que todo su ser está involucrado, habla de su vida, sus ojos y sus pies. Ya que Dios le preservó la vida quiere andar delante de él, en su presencia y también abiertamente, a la vista de toda la gente.

Los traductores tienen dificultad con la segunda palabra del versículo 10. En vez de por tanto algunos prefieren “aunque” o “a pesar de”. A pesar de su gran aflicción, su desánimo y su desilusión de los seres humanos, el salmista seguía creyendo y confiando en Dios.

Gratitud expresada

Cuando uno siente gratitud, quiere expresarla; así el salmista busca cómo mostrar su gratitud a Dios. Primero dice que alzaré la copa de la salvación. ¿Qué indica esta copa? Puede ser la copa de ofrenda de gratitud de Numeros 15:10; también se habla de una copa en  Job 23:5 (cf. copa de ira en 75:8). Si tomamos la idea de la copa en Job 23:5, vemos que la copa de salvación incluye todo que Dios nos ha dado en Cristo. A menudo no nos apropiamos de lo que Dios nos ha dado: la paz, el gozo, el reposo, la confianza, la victoria, la comunión con él. Una manera de mostrar gratitud a Dios es apropiarnos de toda la copa de la salvación.

El salmista no olvida los votos que ha hecho a Dios; si Dios es fiel a sus promesas, también debe ser el que Dios favorece. Y lo hace delante de todo su pueblo, pues la comunión con Dios y la alabanza no se pueden limitar a la vida individual privada porque todo creyente es parte del pueblo de Dios.

El versículo 15 indica que Dios toma en serio la muerte de sus fieles; le duele, él siente la dolencia de sus hijos, como Jesús mostró frente a la tumba de Lázaro.

El versículo 16 indica una entrega nueva a Dios. El salmista renueva su entrega como siervo de Dios. Ruega que Dios lo escuche, pues es importante que cuando uno se entrega a Dios crea que él lo acepta.

Los versículos 17-19 repiten la afirmación de gratitud y alabanza. De nuevo recalca que esta alabanza de gratitud no es meramente privada; involucra dar testimonio a toda la congregación y unirse a ella para alabar a Dios.

Bendiciones para el creyente 116 El salmista, lleno de gratitud, alaba fervientemente el nombre de Jehová, por la magnífica salvación que le ha otorgado.

Catorce veces aparece el nombre sagrado. El “nuevo hombre”, es el hombre que sigue al Señor por la adhesión personal a él y a su causa.

El Señor nos ha bendecido de una manera maravillosa al salvarnos; dándonos la vida eterna, y nombrándonos ciudadanos de los cielos.

El cristiano, dotado del Espíritu Santo tiene:

1. Experiencia de amor.
2. Se sabe perdonado
3. Salvado, le sigue.

La experiencia del creyente siempre ha de concretarse en testimonio proclamación acerca del Salvador a quien ama y todo debe.

Pensamientos  “El gozo no es para el cristiano un artículo de lujo, sino de primera necesidad.”

A. Murray

“Los santos tristes son pobres santos.”

Francisco de Sales

    Páginas: 1 2 3 4

Deja el primer comentario

Otras Publicaciones que te pueden interesar