Logo

Jeremías 41: Gedalías es asesinado

Una Publicación escrita por uno de esos ángeles que se encuentran por doquier que nos prestan sus alas cuando se nos olvida cómo volar. Conviértete en uno de ellos y compártela. Será de Bendición para ti y para el que la reciba.

Jeremías 41:1  Aconteció en el mes séptimo[a] que Ismael hijo de Netanías hijo de Elisama, de la descendencia real, junto con algunos oficiales del rey[b] y diez hombres, vino a Gedalías hijo de Ahicam, en Mizpa. Y juntos comieron pan en Mizpa.

En el mes séptimo , exactamente dos meses después de la caída de Jerusalén, Gedalías fue asesinado. Como no se dice el año, esto sólo puede considerarse una presunción; y algunos piensan que los acontecimientos que se relatan necesitaron mucho más tiempo, quizás hasta varios años. Comieron pan juntos : Un anfitrión estaba obligado por la ley a proteger a sus huéspedes, y estos últimos a reciprocarle de buena fe. Esta violación del protocolo se cita en otros pasajes de la Escritura.

Jeremías 41:2  De pronto se levantó Ismael hijo de Netanías, y los diez hombres que con él estaban, e hirieron a espada a Gedalías hijo de Ahicam hijo de Safán, matando así a aquel a quien el rey de Babilonia había puesto para gobernar la tierra.

Jeremías 41:3  Asimismo mató Ismael a todos los judíos que estaban con Gedalías en Mizpa, y a los soldados caldeos que allí estaban.

Jeremías 41:4  Sucedió además, al día siguiente de haber matado a Gedalías, cuando aún nadie lo sabía,

Los ochenta hombres vinieron de tres ciudades del reino del norte para adorar en Jerusalén. Tal vez Ismael los mató por el dinero y la comida que llevaban. Sin rey, sin ley y sin lealtad a Dios, sometieron a Judá a una anarquía completa.

Jeremías 41:5  que llegaron unos hombres de Siquem,[c] de Silo y de Samaria. Eran ochenta hombres, con la barba rapada, las ropas rasgadas y llenos de rasguños,[d] que en sus manos traían ofrendas e incienso para llevar a la casa de Jehová.

Jeremías 41:6  De Mizpa les salió al encuentro, llorando, Ismael hijo de Netanías. Y aconteció que cuando los encontró, les dijo: «¡Venid a presentaros a Gedalías hijo de Ahicam!».

Jeremías 41:7  Cuando ya habían entrado en la ciudad, Ismael hijo de Netanías, junto con sus hombres, los degollaron y los arrojaron a una cisterna,

Una cisterna : Un lugar apropiado para sepultar los cuerpos.

Jeremías 41:8  Pero entre aquellos había diez hombres que dijeron a Ismael: «No nos mates, porque tenemos en el campo reservas de trigo, cebada, aceite y miel». Y no los mató como había hecho con sus hermanos.

Jeremías 41:9  La cisterna a la que Ismael arrojó los cuerpos de todos los hombres que mató a causa de Gedalías, era la misma que había hecho el rey Asa a causa de Baasa, rey de Israel.[e] Ismael hijo de Netanías la llenó de muertos.

La misma que había hecho el rey Asa : Como parte de una fortificación contra Baasa, Asa cavó cisternas para acumular agua en caso de sitio.

Deja una respuesta

Pastor Lionel

Evangelista. Autor de Vida de Jesús un Evangelio Armonizado; Sancocho Cristiano Vols.: I-IV y Bendiciones Cristianas Vols.: I y II. Libre entre los hombres, esclavo y siervo de Nuestro Señor Jesucristo

Comparte en tus Redes Favoritas

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Sermones

Ilustraciones

Estudia La Biblia

Pide información sobre Nuestra Alianza

Al enviar esta solicitud aceptas los Términos y Condiciones de ACPI PR