Menú

Los Debemos de La Biblia

Una Publicación escrita por uno de esos ángeles que se encuentran por doquier que nos prestan sus alas cuando se nos olvida cómo volar. Conviértete en uno de ellos y compártela. Será de Bendición para ti y para el que la reciba.

No te sorprendas de que te haya dicho: “Tenéis que nacer de nuevo.” Juan 3:7

  1. Debemos orar siempre.
    Jesús contó una parábola a sus discípulos para mostrarles que debían orar siempre, sin desanimarse. Lc. 18:1
    El que habita al abrigo del Altísimose acoge a la sombra del Todopoderoso. Sal. 91:1
    Pero tú, cuando te pongas a orar, entra en tu cuarto, cierra la puerta y ora a tu Padre, que está en lo secreto. Así tu Padre, que ve lo que se hace en secreto, te recompensará. Mt. 6:6.
  2. Debemos leer las Escrituras
    Que habite en vosotros la palabra de Cristo con toda su riqueza: instruíos y aconsejaos unos a otros con toda sabiduría; cantad salmos, himnos y canciones espirituales a Dios, con gratitud de corazón. Col. 3:16
    Por lo tanto, abandonando toda maldad y todo engaño, hipocresía, envidias y toda calumnia, desead con ansias la leche pura de la palabra, como niños recién nacidos. Así, por medio de ella, creceréis en vuestra salvación, ahora que habéis probado lo bueno que es el Señor. 1 P. 2:1-3.
  3. Debemos asistir a los cultos de la iglesia
    No dejemos de congregarnos, como acostumbran hacerlo algunos, sino animémonos unos a otros, y con mayor razón ahora que vemos que aquel día se acerca. He. 10:25.
  4. Debemos dar testimonio
    ¿Qué afirma entonces? «La palabra está cerca de ti; la tienes en la boca y en el corazón.» Ésta es la palabra de fe que predicamos: que si confiesas con tu boca que Jesús es el Señor, y crees en tu corazón que Dios lo levantó de entre los muertos, serás salvo. Porque con el corazón se cree para ser justificado, pero con la boca se confiesa para ser salvo. Ro. 10:8-10.
  5. Debemos traer nuestras ofrendas al Señor
    Desde la época de vuestros antepasados os habéis apartado de mis preceptos y no los habéis guardado. Volveos a mí, y yo me volveré a vosotros —dice el Señor Todopoderoso—.»Pero vosotros replicáis: “¿En qué sentido tenemos que volvernos?” ¿Acaso roba el hombre a Dios? ¡Vosotros me estáis robando!»Y todavía preguntáis: “¿En qué te robamos?”»En los diezmos y en las ofrendas. Vosotros —la nación entera— estáis bajo gran maldición, pues es a mí a quien estáis robando. Traed íntegro el diezmo para los fondos del templo, y así habrá alimento en mi casa. Probadme en esto —dice el Señor Todopoderoso—, y ved si no abro las compuertas del cielo y derramo sobre vosotros bendición hasta que sobreabunde. Exterminaré a la langosta, para que no arruine vuestros cultivos y las vides en los campos no pierdan su fruto —dice el Señor Todopoderoso—. Entonces todas las naciones os llamarán a vosotros dichosos, porque vosotros tendréis una nación encantadora —dice el Señor Todopoderoso—. Mal. 3:7–12
    Cada uno debe dar según lo que haya decidido en su corazón, no de mala gana ni por obligación, porque Dios ama al que da con alegría. 2 Co. 9:7.
  6. Debemos ser sinceros
    Dios es espíritu, y quienes lo adoran deben hacerlo en espíritu y en verdad. Jn. 4:24;
    Dichosos los de corazón limpio,porque ellos verán a Dios. Mt. 5:8.
  7. Debemos comparecer ante el Tribunal de Cristo
    Porque es necesario que todos comparezcamos ante el tribunal de Cristo, para que cada uno reciba lo que le corresponda, según lo bueno o malo que haya hecho mientras vivió en el cuerpo. 2 Co. 5:10.

Deja un Comentario. Tu opinión es muy valiosa para nosotros

Lionel Valentin

Evangelista, Periodista y Caricaturista. Autor de Vida de Jesús un Evangelio Armonizado; Sancocho Cristiano Vols.: I-IV y Bendiciones Cristianas Vols.: I y II. Libre entre los hombres, esclavo y siervo de Nuestro Señor Jesucristo

Comparte en tus Redes Favoritas

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Sermones

Ilustraciones

Estudia La Biblia

Pide información sobra Nuestra Alianza

Al enviar esta solicitud aceptas los Términos y Condiciones de ACPI PR