Logo

Números 27: Petición de las hijas de Zelofehad

Una Publicación escrita por uno de esos ángeles que se encuentran por doquier que nos prestan sus alas cuando se nos olvida cómo volar. Conviértete en uno de ellos y compártela. Será de Bendición para ti y para el que la reciba.

Núm 27:1 Vinieron las hijas de Zelofehad hijo de Hefer, hijo de Galaad, hijo de Maquir, hijo de Manasés, de las familias de Manasés hijo de José, los nombres de las cuales eran Maala, Noa, Hogla, Milca y Tirsa;

Este capítulo continúa el relato sobre la preparación de una nueva generación como heredera de la tierra. Se aborda el problema de la falta de un heredero masculino y se establecen las normas sobre el derecho de herencia. La preparación de Josué como el próximo líder de la nueva generación

Núm 27:2 y se presentaron delante de Moisés y delante del sacerdote Eleazar, y delante de los príncipes y de toda la congregación, a la puerta del tabernáculo de reunión, y dijeron:

Núm 27:3 Nuestro padre murió en el desierto; y él no estuvo en la compañía de los que se juntaron contra Jehová en el grupo de Coré, sino que en su propio pecado murió, y no tuvo hijos.

En su propio pecado murió : La intención es subrayar que su padre no era peor que otros miembros de la generación del éxodo, y no merecía ser privado de su identidad entre los clanes que integraban el pueblo de Israel.

«En su propio pecado murió» significa que murió de manera natural. Su muerte se produjo a consecuencia del castigo contra toda la nación por haber creído a los espías sin fe.

Núm 27:4 ¿Por qué será quitado el nombre de nuestro padre de entre su familia, por no haber tenido hijo? Danos heredad entre los hermanos de nuestro padre.

Hasta este punto, la Ley hebrea otorgaba exclusivamente a los hijos varones el derecho de heredar. Las hijas de Zelofehad, al no tener hermanos, acudieron a Moisés a reclamar las posesiones de su padre. Dios dijo a Moisés que si un hombre moría sin dejar hijos varones, su herencia pasaría a sus hijas. Pero las hijas la podrían conservar mientras permanecieran casadas con varones de su propia tribu. Probablemente este era el motivo por el cual las líneas territoriales permanecían intactas.

Núm 27:5 Y Moisés llevó su causa delante de Jehová.

Núm 27:6 Y Jehová respondió a Moisés, diciendo:

Núm 27:7 Bien dicen las hijas de Zelofehad; les darás la posesión de una heredad entre los hermanos de su padre, y traspasarás la heredad de su padre a ellas.(A)

Núm 27:8 Y a los hijos de Israel hablarás, diciendo: Cuando alguno muriere sin hijos, traspasaréis su herencia a su hija.

Núm 27:9 Si no tuviere hija, daréis su herencia a sus hermanos;

Núm 27:10 y si no tuviere hermanos, daréis su herencia a los hermanos de su padre.

Núm 27:11 Y si su padre no tuviere hermanos, daréis su herencia a su pariente más cercano de su linaje, y de éste será; y para los hijos de Israel esto será por estatuto de derecho, como Jehová mandó a Moisés.

Deja una respuesta

Pastor Lionel

Evangelista. Autor de Vida de Jesús un Evangelio Armonizado; Sancocho Cristiano Vols.: I-IV y Bendiciones Cristianas Vols.: I y II. Libre entre los hombres, esclavo y siervo de Nuestro Señor Jesucristo

Comparte en tus Redes Favoritas

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Sermones

Ilustraciones

Estudia La Biblia

Pide información sobre Nuestra Alianza

Al enviar esta solicitud aceptas los Términos y Condiciones de ACPI PR