Logo

Números 27: Petición de las hijas de Zelofehad

Una Publicación escrita por uno de esos ángeles que se encuentran por doquier que nos prestan sus alas cuando se nos olvida cómo volar. Conviértete en uno de ellos y compártela. Será de Bendición para ti y para el que la reciba.

Cómo conocer la voluntad de Dios

Dios usó el «Urim y Tumim» durante un tiempo como sus instrumentos sagrados para comunicar su voluntad. El «Urim y Tumim» eran dos piedras usadas por el sumo sacerdote en su pectoral.

Algunos eruditos afirman que una de las piedras adquiría un color brillante para indicar una decisión importante si ésta estaba dentro de la voluntad de Dios. Las piedras eran el «sí» y «no» de Dios en cuestiones importantes bajo consideración. El «Urim y Tumim» no se mencionan después del tiempo de David.

Hoy sabemos la voluntad de Dios por su Palabra y por su Espíritu Santo que guía dentro de esa Palabra sagrada. Y, por supuesto, Dios usa también a padres, maestros y consejeros y aun las circunstancias de la vida para guiar al ser humano.

La comisión de Josué

Josué es instalado como líder en una ceremonia pública. Moisés impone las manos sobre Josué para indicar clara y públicamente que éste es el sucesor elegido por Dios y por Moisés mismo. Notar que la congregación puso las manos sobre los levitas para designarlos como los sustitutos por el pueblo. Así Moisés designa a Josué como su sustituto o su representante. Además, la imposición de manos aquí parece indicar la transferencia de un cargo y de la autoridad (dignidad) necesaria para llevarlo a cabo. Este parece ser el trasfondo de la práctica de la imposición de manos en el NT al ordenar a alguien para un cargo especial.

Moisés desafió al pueblo y a Josué mismo con la necesidad de esforzarse y ser valientes, confiando en la presencia y las promesas de Jehová. Josué va al tabernáculo con Moisés, y la nube se pone sobre la puerta del tabernáculo, indicando así la aprobación divina de Josué. Este asume el cargo del liderazgo del pueblo al morir Moisés, pero aquí entra en un período de ser el líder designado del pueblo aun antes de la muerte de Moisés. Así se hace provisión para la continuación del liderazgo del pueblo. A pesar del pecado de Moisés, el propósito divino de introducir al pueblo en la tierra no se anula. Dios cumplirá su propósito aun si tiene que usar otro instrumento humano.

Deja una respuesta

Pastor Lionel

Evangelista. Autor de Vida de Jesús un Evangelio Armonizado; Sancocho Cristiano Vols.: I-IV y Bendiciones Cristianas Vols.: I y II. Libre entre los hombres, esclavo y siervo de Nuestro Señor Jesucristo

Comparte en tus Redes Favoritas

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Sermones

Ilustraciones

Estudia La Biblia

Pide información sobre Nuestra Alianza

Al enviar esta solicitud aceptas los Términos y Condiciones de ACPI PR