Logo

Rut 2: Rut recoge espigas en el campo de Booz

Una Publicación escrita por uno de esos ángeles que se encuentran por doquier que nos prestan sus alas cuando se nos olvida cómo volar. Conviértete en uno de ellos y compártela. Será de Bendición para ti y para el que la reciba.

Como característica literaria, el diálogo tiene notable importancia en el libro de Rut. Es obvio que Boaz siente atracción hacia Rut. Tal vez es demasiado hablar del “amor a primera vista” (difícilmente existía el concepto en ese tiempo); pero el interés del dueño del campo por conocer a esta joven pobre es evidente. Ya conoce sus antecedentes. Desde sus primeras palabras ejerce una atención y generosidad notables, providenciales y hasta proféticas. Le pide que espigue exclusivamente en sus campos y le da no solo el amplio privilegio de espigar tras los segadores sino también provee para su comodidad personal, ofreciéndole acceso al agua que se ha dispuesto para el equipo de trabajadores. Rut corresponde con los ademanes de respeto acostumbrados y expresa su sorpresa que haya llamado la atención del dueño del campo, sobre todo siendo ella una extranjera. Boaz contesta que conoce su historia, su sacrificio por Noemí, y pide para Rut una doble bendición de Jehová Dios de Israel, ya que ella ha venido a refugiarse bajo sus alas. La figura es muy bíblica. Señala cuidado y protección, y nos hace pensar en las palabras de Jesús. Es improbable que Boaz en ese momento pensara que él mismo sería el agente que el Todopoderoso usaría para hacer realidad la bendición y petición que él expresaba para Rut. La moabita concluye este primer diálogo con quien sería su futuro esposo expresando respeto y aludiendo al consuelo y ánimo que había conseguido de sus palabras, cuando ella ni siquiera tenía la posición de una de las criadas de Boaz.

A la hora de la comida, Boaz nuevamente muestra sus atenciones a la joven viuda, invitándola a comer con todo el equipo de segadores, ofreciéndole pan que se haría más apetitoso mojándolo en “la salsa” (según la Nueva Biblia Española; vinagre, RVA, que evidentemente era una mezcla de vino agrio y otros elementos). También le dio personalmente una porción del “grano tostado” tan abundante que no solo satisfizo a Rut sino que le sobró lo suficiente para Noemí esa noche.

Después de la comida pero antes de irse del campo, Boaz da instrucciones claras y específicas a sus trabajadores que sirven para favorecer todavía más a Rut en su labor de espigar. Aparte de medidas generosas que habían de aliviar su trabajo y aumentar su producción (que los seguidores le dieran permiso para recoger espigas también entre las gavillas; y que ellos sacaran algo para ella de los manojos dejando que ella las recoja,), Boaz da dos advertencias a sus hombres: …no la avergoncéis y …no la reprendáis. Casi parecería que Boaz tenía desconfianza en los labradores. Tal vez no es tanto una desconfianza sino el deseo de Boaz de proteger a Rut de los regaños y reprensiones que tan fácilmente los hombres daban a las mujeres, y ¡no solo en los campos de Belén de hace 3.000 años!

Noemí y Rut dialogan acerca de Boaz

El título que le damos a esta sección final no pretende tildar a Noemí y Rut de chismosas, sino enfatizar el aspecto del diálogo como técnica literaria de importancia en el libro de Rut, como ya se indicó.

Estos versículos nos narran cómo Rut, después de la faena en el campo (y eso hasta el atardecerx), desgranó [batiéndolo, seguramente] lo que había espigadox. Midió su producción como un efa. Fue a casa y mostró a la suegra lo que había espigado. También le proporcionó a Noemí el “grano tostado” que había guardado de la comida con Boaz y sus trabajadores a mediodíax. Luego hablan.

Noemí quiere saber todo y comienza con las preguntas. Parece que hace la misma pregunta (“¿Dónde…?”) dos veces. Puede ser. Algunas Biblias, como Dios Habla Hoy y la Biblia de Jerusalén, procuran dar ligeramente diferentes matices a las dos preguntas. Otras, como la Nueva Biblia Española, aceptan la evidencia versional (ver Biblia Hebraica Stuttgartensia) y traducen la segunda pregunta: “…y con quién has trabajado?” Lo atractivo de esta alternativa es que ésta parece ser la pregunta que Rut contesta. Pero antes de dar a Rut oportunidad de responder, Noemí pronuncia una bendición sobre el que se haya fijado en ti, sin saber en ese momento que había sido Boaz.

Por supuesto, Rut da un informe completo del día, como suele ocurrir entre buenas amigas (y lo eran, aparte de ser suegra y nuera), y luego identifica al hombre benefactor: El hombre con quien he trabajado hoy se llama Boaz. El regocijo de Noemí prorrumpe en otra bendición: !Sea él bendito de Jehová, pues no ha rehusado su bondad a los vivos ni a los que han muerto!

El último intercambio de este diálogo viene, donde Rut relata la invitación de Boaz a permanecer con sus criadas “hasta que hayan acabado toda” la siega y donde Noemí refleja estar de acuerdo que sea así, tal vez porque entre otras cosas ese proceder evitaría que Rut sufriera molestias en otro campo. La protección y apoyo de Boaz ya está funcionando. Otras dimensiones vendrán a su tiempo.

Concluye esta parte de la historia: Rut continuó con las criadas de Boaz espigando hasta que terminó la siega de la cebada. Y las cosas iban tan bien que el mismo arreglo funcionó para “la siega del trigo” que siguió inmediatamente. Durante todo este tiempo Rut “seguía viviendo con su suegra”

La casualidad

1. Muchas veces tomamos decisiones por casualidad, pensando en el momento inmediato solamente.

2. Muchas veces tomamos decisiones sin pensar en las consecuencias últimas.

3. Muchas veces las decisiones que parecen insignificantes llegan a ser de mayor importancia en nuestra vida.

4. Dios hace que nuestras decisiones, tomadas por casualidad, se conviertan en significativas.

Cualidades para admirar

1. Rut pidió permiso de su suegra para buscar dónde espigar

2. Pidió permiso del mayordomo para espigar

3. Trabajó con diligencia

4. Aceptó con gratitud los favores especiales de Boaz

5. Noemí expresó gratitud a Dios por la providencia en hacerle llegar al campo de uno de sus familiares

Deja una respuesta

Pastor Lionel

Evangelista. Autor de Vida de Jesús un Evangelio Armonizado; Sancocho Cristiano Vols.: I-IV y Bendiciones Cristianas Vols.: I y II. Libre entre los hombres, esclavo y siervo de Nuestro Señor Jesucristo

Comparte en tus Redes Favoritas

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Sermones

Ilustraciones

Estudia La Biblia

Pide información sobre Nuestra Alianza

Al enviar esta solicitud aceptas los Términos y Condiciones de ACPI PR