Ministerio basado en principios bíblicos para servir con espíritu de excelencia, integridad y compasión en nuestra comunidad, nuestra nación y nuestro mundo.

Logo

Salmo 92: Testimonio de alabanza

Salmo 92:1 Salmo. Cántico para el día de reposo. Bueno es dar gracias al SEÑOR, y cantar alabanzas a tu nombre, oh Altísimo;

Cada mañana y cada noche se ofrendaban animales en sacrificio como un acto de adoración bajo el sistema mosaico.

Salmo 92:2 anunciar por la mañana tu bondad, y tu fidelidad por las noches,

Durante el feriado de Acción de Gracias, nos centramos en nuestras bendiciones y expresamos nuestra gratitud a Dios por ellas. Pero la gratitud debe estar siempre en nuestros labios. Nunca podemos dar las suficientes gracias a nuestros padres, amigos, líderes y sobre todo a Dios. Cuando la acción de gracias se vuelve una parte integral de su vida, descubrirá que su actitud hacia esta cambiará. Será más positivo, misericordioso, amoroso y humilde.

Salmo 92:3 con el decacordio y con el arpa, con la música sonora de la lira.

El uso de instrumentos en los servicios de adoración tiene toda la aprobación de las enseñanzas de la Escritura.

Salmo 92:4 Porque tú, oh SEÑOR, me has alegrado con tus obras, cantaré con gozo ante las obras de tus manos.

Salmo 92:5 ¡Qué grandes son tus obras, oh SEÑOR, cuán profundos tus pensamientos!

Salmo 92:6 El hombre torpe no tiene conocimiento, y el necio no entiende esto:

En los escritos del AT el necio no es meramente un tonto sino un consumado pecador.

Salmo 92:7 que cuando los impíos brotaron como la hierba, y florecieron todos los que hacían iniquidad, sólo fue para ser destruidos para siempre.

Salmo 92:8 Mas tú, oh SEÑOR, excelso eres eternamente.

Salmo 92:9 Porque he aquí, tus enemigos, SEÑOR, porque he aquí, tus enemigos perecerán; serán esparcidos todos los que hacen iniquidad.

Serán esparcidos (literalmente, se dispersarán): El mal, por su propia naturaleza, desintegra, a causa de que debilita y más tarde destruye.

Salmo 92:10 Pero tú has exaltado mi poder como el del búfalo; he sido ungido con aceite fresco.

El búfalo es un símbolo de fuerza.

Salmo 92:11 Mis ojos satisfechos han mirado a los que me acechaban, y oyen mis oídos de los malhechores que se levantan contra mí.

Salmo 92:12 El justo florecerá como la palma, crecerá como cedro en el Líbano.

Las palmeras se conocen por su larga vida. Florecer como palmeras significa permanecer por encima de las circunstancias y vivir una larga vida. Los cedros del Líbano crecían hasta 34 m de altura por 9 m de circunferencia, por lo tanto eran sólidos, fuertes y firmes. El salmista veía a los creyentes como hombres rectos, fuertes y sólidos ante los vientos de las circunstancias. Todos los que ponen su fe con firmeza en Dios tendrán fortaleza y vitalidad.

Salmo 92:13 Plantados en la casa del SEÑOR, florecerán en los atrios de nuestro Dios.

Salmo 92:14 Aun en la vejez darán fruto; estarán vigorosos y muy verdes,

Honrar a Dios no se limita a la gente joven que parece tener fortaleza física y vigor ilimitados. Aun en la vejez, los creyentes piadosos pueden producir frutos espirituales. Hay muchos ancianos fieles que continúan con una perspectiva fresca y que nos pueden enseñar de toda una vida de experiencia de servicio a Dios. Busque a un amigo o pariente anciano para que le cuente acerca de sus experiencias con el Señor y lo desafíe a crecer espiritualmente.

Salmo 92:15 para anunciar cuán recto es el SEÑOR, mi roca, y que no hay injusticia en El.

Accion de gracias

Es el único Salmo que el título, en heb., dice para el día de sábado, aunque la LXX designa algunos otros al sábado también. No se sabe la fecha de su composición; los detalles no indicarían una fecha tardía ni muy temprana; debe haber sido escrito durante la monarquía.

En cuanto a su género, el Salmo se clasifica como una súplica individual y el subgénero de canciones de acción de gracias. Pero, como muchos otros salmos, éste contiene elementos de varios géneros. Los versículos 4, 10 y 11 son alabanza de acción de gracias; los versículos 5, 8 y 9 son más como un himno; y los versículos 6, 7 y 12-15 son más como poesía sapiencial.

Aunque el salmista no lo dice explícitamente, latente está el problema de ¿por qué prosperan los impíos?, pero el Salmo no presenta la respuesta.

Testimonio de alabanza

Bueno es en todo sentido, pues es saludable para la vida espiritual, la vida emocional y aun la vida física, alabar a Dios en actitud de gracias (es el sentido del heb. hodah). Mañana y noches marcan el principio y el fin del día y también indican que esta actividad debe caracterizar todo el día. Los salmistas ponen mucho énfasis en los instrumentos musicales para apoyar la alabanza. El ser humano alaba del corazón aunque no tenga instrumentos de música o buena voz, sin embargo, la música es una gran ayuda en la alabanza congregacional.

Regocijo por la obra de Jehová

La razón por el gozo es que el salmista ha visto las obras de Dios. Según el versículo 6 muchos no las reconocen como obras de Dios cuando las ven. Los impíos no son estúpidos en el sentido de no poder razonar, sino necios porque no reconocen a Dios.

La prosperidad del impío es pasajera

La palabra esto en el versículo 6 puede referirse al versículo 5 o al versículo 7, probablemente incluye los dos. El impío no tiene visión amplia, de modo que no ve los valores de largo alcance. Lo pasajero que es la hierba se usa a menudo como ejemplo del hombre. Este versículo contiene tres líneas, como tiene la estructura paralela.

La exaltación de Jehová

Este versículo es el centro y la médula del mensaje del salmista; Dios es el centro de la adoración, la alabanza y de toda la vida. Además, él no es pasajero, no cambia, para siempre sigue siendo el Altísimo. Con esta visión uno no cae en la miopía del necio. Vale notar que en este Salmo designado para el sábado, Jehová se usa siete veces.

La vida del impío juzgada por Dios

Este versículo, en su estructura, corresponde al versículo 7. Los dos consisten de tres líneas y los dos hablan de cuán pasajera es la vida y la prosperidad de los impíos. Estas tres líneas vienen de un viejo canto de victoria, por cierto un texto ugarítico (de c. 1400 a. de J.C.), con Baal en vez de Jehová, es casi idéntico.

Regocijo por la obra de Dios

Esta sección corresponde a los versículos 4-6. El salmista se goza porque entiende que Dios le dará la victoria. Es Dios quien da la fuerza para vencar contra las acechanzas del maligno y es Dios quien asegura la victoria.

El testimonio futuro de los justos

Florecerá es la misma palabra que brotan en el versículo 7. Pero el florecimiento del impío, aunque parezca impresionante y todo el mundo aplaude, no es duradero. En cambio, en vez de ser como la hierba, el justo es como la palmera y el cedro, árboles majestuosos y fuertes con raíces profundas y que no caducan pronto; estos son símbolos del justo.

Según el versículo 13, florecen y duran por el lugar donde están plantados, en la comunión con Dios. Y así fructifican aun en la vejez. Los que trabajan en hogares de ancianos a menudo dan testimonio de la diferencia de actitud en el que ha vivido para la gloria de Dios. Todo esto glorifica a Dios porque hace evidente que él es recto y justo.

En la Misnah, un rabino decía que este Salmo es una canción para el tiempo que viene, para el tiempo en que será todo sábado y descanso en la vida eterna. Es cierto que los justos de los versículos 12-15 anticipan aquel tiempo y en cierta medida empiezan a experimentarlo ahora.

    Páginas: 1 2 3

Deja el primer comentario

Otras Publicaciones que te pueden interesar