Logo

El Llamado al Ministerio es Profético

Una Publicación escrita por uno de esos ángeles que se encuentran por doquier que nos prestan sus alas cuando se nos olvida cómo volar. Conviértete en uno de ellos y compártela. Será de Bendición para ti y para el que la reciba.

Escritura clave: 1Samuel 16:10-13: 10 E hizo pasar Isaí siete hijos suyos delante de Samuel; pero Samuel dijo a Isaí: Jehová no ha elegido a éstos. 11 Entonces dijo Samuel a Isaí: ¿Son éstos todos tus hijos? Y él respondió: Queda aún el menor, que apacienta las ovejas. Y dijo Samuel a Isaí: Envía por él, porque no nos sentaremos a la mesa hasta que él venga aquí. 12 Envió, pues, por él, y le hizo entrar; y era rubio, hermoso de ojos, y de buen parecer. Entonces Jehová dijo: Levántate y úngelo, porque éste es. 13 Y Samuel tomó el cuerno del aceite, y lo ungió en medio de sus hermanos; y desde aquel día en adelante el Espíritu de Jehová vino sobre David. Se levantó luego

Introducción:

Todo llamado a una persona para un ministerio en el reino de Dios, se realiza por medio de lo profético. O sea un profeta te señala y declara una palabra que tendrá su cumplimiento futuro a través de los años. Primero, llega al corazón y espíritu de la persona que esta siendo escogida por el Señor, para una obra especifica.

El escogido siente que algo Dios quiere hacer con él. Esto provoca búsqueda y comunión continua con el Señor. En ocasiones, los llamados se retiran en ayuno y oración, para buscar la confirmación de parte de Dios, por el gran sentir en su interior. Hasta que por fin es confirmado, por medio de algún profeta o alguien con el don de profecía.

Hechos 13:2 dice: Señor, y ayunando, dijo el Espíritu Santo: Apartadme a Bernabé y a Saulo para la obra a que los he llamado. 3 Entonces, habiendo ayunado y orado, les impusieron las manos y los despidieron.

  • Hay algo muy parecido y peculiar en el llamado que Dios le hizo a David para ser rey de Israel.

1 Samuel 16:13 dice: Samuel tomó el cuerno del aceite, y lo ungió en medio de sus hermanos; y desde aquel día en adelante el Espíritu de Jehová vino sobre David. Se levantó luego1

  • Esto nos confirma, que hubo un profeta envuelto en el llamado de David, para ser Rey de Israel.
  • Nadie se llama por si mismo a un ministerio. Es cierto que Dios pone en nosotros el deseo y la motivación, pero será confirmado por un profeta o alguien con el don de profecía antes de lanzarse a la obra que esta siendo llamado a ejercer.

5 puntos importantes en el tema.

  1. Lo profético no se define humanamente, sino mas bien se experimenta y se manifiesta caminando en obediencia.
  2. Ni los profetas sabemos que será de la persona que se unge, y hasta ni vemos las características y cualidades en el que Dios llama por medio de nosotros. (Me refiero a los profetas)
  3. El profeta Samuel no pudo ver físicamente quién seria el que Dios mando a ungir. En otras palabras, no se unge a quien nosotros creemos que tiene las cualidades. Se unge únicamente a quien Dios dice que lo unjamos.
  4. Nadie puede ver que pasará hasta que el tiempo pase. Y se defina por los hechos lo que Dios dijo de ante mano.
  5. Nunca sabremos por qué Dios nos escogió y siempre viviremos preguntándonos por qué a mi. Porque cuando nos examinamos, nos damos cuenta que solamente es por su gracia. No por nuestras cualidades. Algo Dios ve dentro de nosotros que ojo humano nunca podrá ver, sino hasta el cumplimiento de lo profetizado.

Conclusión:

La biblia Dice en Isaías 11:6: Morará el lobo con el cordero, y el leopardo con el cabrito se acostará; el becerro y el león y la bestia doméstica andarán juntos, y un niño los pastoreará.

Los lobos y corderos jugarán juntos, pero en la realidad no es así. Los pastores no podemos confiar que un lobo, un león o un oso, nunca le harán daño a nuestras ovejas. El trabajo del pastor o ministro, no es solo predicarles y enseñarles, alimentarlas y engordarlas. Sino mas bien, protegerlas por la Palabra, pero también físicamente. No podemos confiar que ellos (las ovejas) se saben cuidar solas. Si así fuera Dios no escogía ni llamaba a pastores y lideres que las apacienten.

Por tal razón, entendamos que el llamado es profético, porque es Dios quien nos llama a la obra del ministerio.

Son grandemente bendecidos
Pastor Ricky Morales

Deja una respuesta

Ricardo Morales

Nació el 2 de febrero de 1967 en el pueblo de Mayagüez Puerto Rico. Casado con Adelaida Ríos (Alice) los cuales procrearon cuatro hijos, Rosangela, Ricardo Jr., Christian y Carlos. Todos sirviendo al Señor con excelencia y fervor hasta el presente. Después de haber vivido y tenido una juventud saludable y muy divertida entre música y deleites de índole secular. Dios lo llamó al arrepentimiento y servirle con pasión en Noviembre de 1991. Posee un Bachillerato en teología.

Comparte en tus Redes Favoritas

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Sermones

Ilustraciones

Estudia La Biblia

Pide información sobre Nuestra Alianza

Al enviar esta solicitud aceptas los Términos y Condiciones de ACPI PR